Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
►w_adblock_title◄

►w_adblock_intro◄

►w_adblock_explain◄

►w_adblock_closed_btn◄

Sábado, 17 diciembre 2016 | Leída 693 veces
Balonmano > Primera Nacional

Un PAN Moguer que muerde en un Zenobia que ruge (39-30)

Marcar como favorita

20.12 h. El conjunto amarillo firmó ante Maristas su mejor encuentro con diferencia de la temporada para despedir el año en un ambiente de fiesta en las gradas. Emilio Guerrero levantó un muro sobre su portería, la defensa estuvo a un nivel elevadísimo y el ataque tuvo velocidad, precisión y efectividad

[Img #167096]

 

Ha habido que esperar al último partido del año para ver lo mucho que puede dar la plantilla del Club Balonmano Pedro Alonso Niño de Moguer, que venció 39-30 al Maristas de Málaga en un duelo que dominó de principio a fin con un juego de muchos quilates. Tras toda la temporada remando sin éxito, el equipo amarillo logró su segundo triunfo en el estreno en casa del técnico Máximo Gutiérrez dando una buenísima imagen ante un público que dio la talla.

 

[Img #167093]El PAN Moguer respondió a su esencia y mordió en un Pabellón Zenobia que rugía. El equipo fue solidario, intenso y luchador en defensa, tras la que levantó un muro Emilio Guerrero, inexpugnable. En ataque, hubo confianza y no miedo, fluidez sin especulación y velocidad en un brillante juego colectivo, con jugadas y goles de bella factura. Fue el regalo de reyes por adelantado para una afición que ha sabido sufrir y apoyar a su equipo cuando venían mal dadas.

 

En el arranque del duelo el equipo visitante fue llevando la iniciativa en el marcador. Se colocó 1-3 y siguió mandando 3-5, pero a los goles iniciales de Dani Podadera, Gonzalo Álvarez y Sergio Cruzado por partida doble, se sumó con un gran gol de rosca Alejandro Jiménez, acción a la que le siguió en el otro lado del campo una gran parada de Emilio Guerrero, que enlazo varias más en los siguientes minutos.

 

Así la dinámica se fue invirtiendo y alcanzado el minuto 16 el equipo amarillo logró al contrataque por medio de Dani Podadera en dos ocasiones consecutivas empatar y ponerse por delante en el choque (8-7, 17), tanto al que siguió otro de Alejandro Capelo que provocó el tiempo muerto de los visitantes.

 

[Img #167091]Poco después  Sergio Cruzado con dos tiros certeros pese a la posición de la defensa consolidó un parcial de 5-0, basado en las paradas de Emilio Guerrero tras una buena defensa y ataques con mucha fluidez y claridad de ideas bien culminados por el capitán amarillo.

 

Y aunque Maristas respondió con un 0-2, el equipo moguereño se mantuvo por delante e incluso amplió la ventaja hasta los cuatro goles arribas (13-9, m. 24), con el respaldo de un público que jaleaba con fuerza a los suyos y disfrutaba. La diferencia se fue al descanso a los seis goles tantos con un despeje en un tiro desde siete metros de Emilio Guerrero que cazó Gonzalo Álvarez y que marcó tras recorrer como una flecha todo el campo. En el último suspiro Dani Podadera de rosca puso la guinda a una primera parte soñada, en la que salió todo perfecto (17-11).

 

En la segunda mitad Maristas salió decidido a equilibrar la balanza pero el PAN Moguer no le dejó y supo mantener la diferencia de seis goles, con Guerrero haciendo honor a su nombre bajo los palos y mucha efectividad en ataque, por lo que la diferencia en el minuto 38 se fue a los siete tantos (21-14).

 

[Img #167092]En los siguientes minutos el equipo amarillo siguió muy firme en defensa y veloz y efectivo en ataque ante un rival que también sacó sus mejores virtudes. Como en la primera parte Emilio Guerrero paró un lanzamiento de siete metros y Antoñito mató a la contra.

 

El conjunto amarillo estaba pleno de confianza y fue un martillo pilón. En defensa el equipo se mostró muy intenso, sólido y solidario y en ataque los jugadores amarillo superaban la defensa rival como un cuchillo en la mantequilla, con casi todos los jugadores engordando sus números.

 

En esta tónica el PAN Moguer se fue diez goles arriba (32-22) y comenzó a gustarse ante una afición encantada de la vida. El equipo siguió bordándolo en defensa y en ataque y que subiera la victoria a su casillero era sólo cuestión de tiempo, porque era muy superior a su adversario.

 



FICHA TÉCNICA:

 

39.- PAN MOGUER: Emilio Guerrero y Fran Garrido (p), Gonzalo Álvarez (4), Ignacio Barrera (0), Alejandro Capelo (6), Sergio Cruzado (7), Isaac Cumbreras (2), Pablo Cumbreras (1), Javi González (2), Alejandro Jiménez (3), Esteban Medina (1), Salva Piosa (0), Dani Podadera (8), Álvaro Quintero (2), Antonio J. Rodríguez (3), Fernando Sánchez (0)


30.- MARISTAS MÁLAGA: Alejandro Rodríguez (p), Raúl Alcedo (0), Álvaro Armada (3), Javier Artes (2), Francisco Cazorla (8), Antonio Escobar (0), Alberto Fernández (1), Miguel Ángel González (0), Diego J. González (4), Guillermo Illán (4), Antonio López (2), Ignacio Quero (2), Fernando Quintana (0), Álvaro Quintana (4).  

 

ÁRBITROS: Mario Menchén Pérez y Pedro Villar Llanes (C. A. Andalucía). Excluyeron con dos minutos a Ignacio Barrera, Isaac Cumbreras, Alejandro Jiménez (2), Salva Piosa; Francisco Cazorla, Guillermo Illán (2).


 
PARCIALES CADA CINCO MINUTOS: 1-3, 4-6, 6-7, 10-7, 14-10, 17-11, DESCANSO, 18-14, 22-16, 26-19, 33-23, 37-26, 39-30.

 

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a decimocuarta jornada en el grupo F de la Primera Nacional, disputado en el Pabellón Zenobia Camprubí de Moguer.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress