Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Manuel García
Jueves, 9 junio 2016 | Leída 697 veces

Resiste, abuelo, tus Líberos van de camino

Marcar como favorita

Querido abuelo: sigues lejos, pero hoy te siento algo más cerca. Hay mucha gente aquí fuera preguntando por ti, interesándose por tu situación y queriendo ayudarte. Nadie te olvida. Llegan mensajes diarios recordándote y enviándote fuerzas.

Te extrañamos. Tu gente de siempre se está volcando por rescatarte y convencer al mundo de que es posible traerte de vuelta para cuidarte entre todos.

 

Si pudieras vernos, tu frágil rostro esbozaría una sonrisa orgullosa al contemplar a todos tus nietos unidos colaborando entre sí, incluida tu familia política, esa que siempre decías que te quería de boquilla y por el interés de las urnas.

 

Con los años, el vínculo con tu gente de los pueblos se fue deteriorando; te restringieron la comunicación con ellos y apenas te permitían profesarles devoción y agradecimiento como antaño. Pero, ¿sabes qué?, hay una caravana que visita los municipios de la provincia en tu nombre para recordarles que son imprescindibles para ti y que tu supervivencia depende también de ellos. Y están respondiendo con creces, abuelo, se han puesto manos a la obra sin dudarlo, liderando iniciativas para auxiliarte.   

 

¿Recuerdas las grandes épocas de ascensos, promociones, liguillas y partidos gloriosos? Pues la gente ha engalanado sus balcones, sus casas y sus coches como entonces. Familias enteras visten tus colores para ir al colegio, al trabajo o a una barbacoa; los pequeños recitan las canciones que hablan de ti, que narran tu grandeza.  Porque tu retorno será el mayor triunfo en 126 años de historia, la proeza más recordada, y hay que vestir Huelva con sus mejores galas. Estamos decorando tu casa como te gusta para darte la bienvenida, para que todo luzca a tu gusto. No permitiremos que nadie vuelva a arrancarte jamás de nuestro lado.   

 

No quiero imaginar lo débil que estás; estremezco solo de pensarlo. Tienes que resistir, solo un poco más. Pronto estarás con nosotros. Sé que odias las promesas, que llevan meses alimentándote a base de juramentos con colorantes retóricos que han derivado en una anemia de esperanzas. Tan solo te diré que Huelva se está dejando la piel por ti, eso sí puedo asegurártelo.  

 

Necesitamos una prueba de vida, una súplica de tus labios que difundir por cada rincón para que los escépticos calibren la gravedad de tu situación. Que tu temblorosa voz moribunda sea el mensaje más efectivo. Pero la crueldad de tus carceleros no tiene límite. Además de torturarte haciéndote arrastrar el escudo de la vergüenza, te han amordazado vetando tus palabras de socorro.        

 

Hemos asistido impotentes a un maltrato sistemático y premeditado por parte de tus captores, que desfiguraban tu rostro a golpe de mentiras, al tiempo que decían sentirse más dolidos que nadie por esta situación. Te han vejado dejándote al borde de la inanición, abandonado, sin suministros básicos y obligándote a mendigar medicinas. Has sufrido ruines humillaciones de tus secuestradores, que se han reído de tu longevidad e infinito valor con una nefasta gestión, que tuvo en la última junta de accionistas el más cercano y esperpéntico capítulo. Aparecieron oportunistas justicieros que se aprovecharon de tu desgracia para pasear por tu casa, por tus habitaciones y sentarse en tu sillón, garantizando que pagarían tu rescate.

 

Otros no habrían soportado este martirio y yacerían esperando el golpe de gracia definitivo, pero tú permaneces erguido, exhausto pero eterno. Sé que de algún modo te llegarán estas palabras. No desfallezcas, abuelo; nos estamos aproximando a ti, cada día un poco más. Ahora que te han hecho caer, nosotros te levantaremos; los Líberos del Decano te sacaremos de tu cautiverio. Seguimos dando pasos, queda mucho por andar, pero sabemos cuál es el camino, el camino eres tú, Recre.    

 

@ManuelGGarrido

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
4 Comentarios
Fecha: Domingo, 12 junio 2016 a las 09:55
BERNI
El Recre no necesita poemas..ni promesas ni besar el escudo ni lloros.. ni cariños.. necesita DINERO.. es duro pero mas claro que el agua...y con promesas,, con convenios,, con muchos parrafos no se consigue nada.. se consigue con EUROS....si o no?
Fecha: Jueves, 9 junio 2016 a las 16:32
Campofrio11
Precioso escrito lleno de sentimentalismo y ternura. Ahora más que nunca AUPA RECRE!!!!!!!!!
Fecha: Jueves, 9 junio 2016 a las 16:26
Veigas
¡Que grande es lo que sentimos por ti RECRE, por ti DECANO!
Fecha: Jueves, 9 junio 2016 a las 16:10
Isabel
Sencillo pero emotivo, reflejando, sin duda, el sentir de mucha gente. Suerte a todos los que apoyan la campaña y enhorabuena por el texto.

© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress