Martes, 12 julio 2011

Lo preciso

Enviar por email
Samuel Fortes

Acabo de terminar la lectura de un libro de matemáticas, una de mis grandes pasiones, y concluye con una sugerente reflexión extrapolada a cualquier ámbito vital y social, y es que la solución final a cualquier cosa está en lo preciso.

La teoría de grafos organiza problemas o cuestiones y encauza de una forma muy sencilla sus soluciones. El final del libro es determinante en su aseveración: Las matemáticas y el arte han ido caminando hacia lo sencillo para plasmar sus resultados finales. Dejaremos aparcada las matemáticas y nos centraremos en el arte.

Y es que en estos temas nos pueden dar una gran lección los ingenieros, en todas sus ramas. Los de caminos estudian orografías y terrenos para optimizar los movimientos de tierra, las rutas más rentables y rápidas, la secuencia de salida de los canales, etc.
Los aeronáuticos llevan esa precisión al límite, estudiando las formas físicas adecuadas para esa optimización de naves, sus productos rozan el aire y el agua, y las leyes físicas son la base de sus diseños.

La precisión de los agrónomos redunda en las plantaciones y riegos, la de los de minas en horadar la tierra y manipularla, etc. Todos ellos, basados en unas premisas, como son las leyes física,s buscan sintetizar sus resultados, productos o soluciones.

El arte, en todas sus ramas, y en un proceso más lento, también ha derivado en la precisión y sencillez de la belleza.

En pintura conocemos multitud de ejemplos que no vamos a enumerar, pero si explicar que todos los pintores comenzando por una base realista – cada uno con sus trazos y peculiaridades – derivan hacia un bosquejo, hacia una condensación del motivo, diferente según la corriente pictórica a la que pertenecieron. El mayor ejemplo, por supuesto, es el arte abstracto y el minimalismo, pero también están el impresionismo, el modernismo, el cubismo, el arte conceptual, etc. Mis preferidos, Klee, Kandinsky, Malevich, Mondrian, Picasso, Miró, Gris, Saura, son un gran ejemplo. Pero no olvidemos que también siguieron este camino, a su modo y ritmo, con una última etapa de pinturas más sinópticas y esbozadas, el mismo Goya o Velázquez.  Comprobad, si no, sus primeros y últimos cuadros.

En escultura, y al igual que en la pintura, cada uno en su movimiento artístico, se puede comprobar en mis admirados Chillida y Serra, pero también en Giacometti, Botero, Kapoor o Wei Wei (afortunadamente liberado).

Y como no iba a pasar ésto en la arquitectura y en el diseño. Es el gran ejemplo de la síntesis de la belleza, es el paradigma de la labor previa, del proceso lento de maduración y concatenación de ideas y parámetros, para una resolución final bella, a la vez que óptima y simplificada.

Los distintos movimientos arquitectónicos resolvían las cuestiones estructurales y constructivas, para después, en paralelo con el resto de las artes, ornamentar el resultado de la forma habitual de su época: órdenes clásicos, renacimiento, barroco, gótico, rococó. Todas con sus características constructivas, pero a la vez, con las ornamentales.

La Revolución Industrial comenzó con la optimización y conocimiento de otros materiales como el acero, y el precursor Movimiento Moderno acabó con la eliminación de ornamentación superflua en el arte, buscando esa seriación y ese racionalismo – mal llamado minimalismo - en las formas y detalles. Los grandes maestros Gropius, Le Corbusier, Mies, nos dieron las pautas para provocar ese esfuerzo del estudio intenso de la obra para llegar a la solución más simple.

En los talleres de nuestro estudio, seguimos estudiando cada proyecto que hacemos, y siempre a posteriori, y tras barajar diversas posibilidades, comprobamos cómo la solución más sencilla es la que ha resuelto una idea.

Ellos nos dieron el testigo, nos dieron hecho gran parte del trabajo, y los ingenieros y matemáticos lo plasman diariamente en sus trabajos. ¿Será porque son personas acostumbradas a la incomodidad del esfuerzo mental?
Reflexionemos. Yo lo tengo claro.

¡Deje su comentario!
Garrido
Fecha: Lunes, 24 octubre 2011 a las 11:11
Los sabios hablan porque tienen algo que decir. Los tontos hablan porque tienen que decir algo.
Casimiro
Fecha: Martes, 18 octubre 2011 a las 11:26
Muy flojo el artículo...
Cesar
Fecha: Lunes, 25 julio 2011 a las 16:58
Más tira pelo de coño que carro de bueyes. Y quién se de por aludido que levante la mano.
prado
Fecha: Jueves, 21 julio 2011 a las 12:03
Está claro "la de la arena" que la "Ha" es un error, y nada que decir, yo tampoco se que significa "trumatizao". No serás tú quien me diga lo que tenga que leer pero gracias por la indicación literaria.
La de la arena
Fecha: Jueves, 21 julio 2011 a las 09:07
Si Prado escribe "a" con "h" está claro que no es una sección para él/ella. Prado mejor leeté el Mortadelo.
prado
Fecha: Martes, 19 julio 2011 a las 12:03
Pablo, ha mi me parece genial que alguien muestre sus conocimentos públicamente, es por esto que también las personas que lo leemos podamos expresar lo que nos sugiere o nos provoca sus reflexiones.
pablo
Fecha: Lunes, 18 julio 2011 a las 20:03
Prado, no sé por qué te molesta que alguien demuestre sus conocimientos públicamente. Te veo un poco acomplejadillo. Si el chaval tiene estudios, déjale.
Prado
Fecha: Lunes, 18 julio 2011 a las 13:13
La verdad es que este tio saca lo peor de mi, ¿quizas por su aire de suficiencia o será por su superior inteligencia?. Desde luego hay que agradecerle que escriba para que gente de otro nivel cultural como es mi caso nos ilustre con su sabiduría, muchas gracias, querído erudito.
prado
Fecha: Lunes, 18 julio 2011 a las 13:07
Queda claro que de tus palabras solo se puede extraer una idea. El esfuerzo mental utilizado para tal verborrea a tenido que ser muy grande, te has debido de quedar satisfecho, no!!
La de la arena
Fecha: Domingo, 17 julio 2011 a las 16:26
¿Algún celo profesional superlópez/historiador? Qué poco contundente tras un seudónimo. Muy originales ambos. A ver si alguien tiene por ahí una neurona suelta para éste/os.
sergio
Fecha: Jueves, 14 julio 2011 a las 15:02
No te disculpes Samuel. El artículo es fantástico, y estos "valientes encubiertos" en un alias, no son capaces de descubrirse y discutir contigo cualquier asunto, pues no te llegan ni a la suela del zapato
samuel
Fecha: Jueves, 14 julio 2011 a las 10:31
Disculpas si parece pretencioso. Es algo que hacemos a nuestra escala, nivel y capacidad.
leo
Fecha: Jueves, 14 julio 2011 a las 09:52
TRISTE ESTO DEL INSULTO EN UN FORO CULTURAL. DENOTA LO QUE ES ESE MUNDO. TIRANTEZ Y ENVIDIAS.
Notsag
Fecha: Jueves, 14 julio 2011 a las 09:35
Arte y precisión = pérdida de emociones, y en consecuencia, la expresión de ese arte se hace fría. Reflexión sí, pero más con los sentidos que con tanto cálculo ingenieril.
JESUS EL INGENIERO
Fecha: Miércoles, 13 julio 2011 a las 16:19
Superlopez no será ingeniero no? Los Industriales hacemos todo lo demás..... Me gusta. Se lo deberían de aplicar en todo
Historiador
Fecha: Miércoles, 13 julio 2011 a las 13:57
Sí, vamos a reescribir la historia de la arquitectura: Vitrubio, Brunelleschi, Le Corbusier y Fortes. ¿Un poco pretencioso no? En los talleres... Por cierto, muy educado/a La de la arena. Es cierto, va a tener que haber moderación de comentarios
NACHT
Fecha: Miércoles, 13 julio 2011 a las 12:43
La altura intelectual de los comentarios es indicativa de que no han entendido el contenido de lo leído, o al menos, del último consejo, ¡¡reflexionad, por favor!! Ya después os ponéis estupendos, si os place, pero con un poco de finura... de precisión, incluso.
La de la arena
Fecha: Miércoles, 13 julio 2011 a las 11:26
Este superlopez es un trumatizao. A ver si se hace seleccion de comentarios. Menudo imbecil.
Superlópez
Fecha: Martes, 12 julio 2011 a las 18:04
No te lo crees ni tú
Huelva24.com • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2014 • Todos los derechos reservados
POWERED BY FOLIOePRESS