Lunes, 6 agosto 2012
EN LA PLAZA VIRGEN DEL ROCÍO

Una catedral gótica ya espera a la Blanca Paloma

Enviar por email
huelva24.com

17.54 h. En la jornada de ayer se estrenó el alumbrado, en un acto que sirvió para rendir un multitudinario homenaje con carácter póstumo al diseñador de la obra, Juan Antonio Acosta Báñez. La ciudad espera ya a su patrona, en su tradicional ‘venida’, que tendrá lugar del 19 al 20 de agosto.

[Img #44304]

La plaza Virgen del Rocío, ubicada en pleno centro de Almonte, ya cuenta con el extraordinario atractivo de la catedral gótica instalada por el Ayuntamiento para recibir a la Patrona en su ‘venida’ del 19 al 20 de agosto. El domingo se completó la obra con el estreno de la iluminación. A la conclusión del primero de los rosarios públicos programados por la Hermandad Matriz, tuvo lugar el acto de encendido ante un numeroso público que contempló la belleza de la construcción realizada en su mayor parte en madera forrada con papel de seda blanco rizado. El toque de las campanas de la parroquia de la Asunción y la interpretación de la salve por parte de la banda municipal de música pusieron el complemento sonoro a este momento de gran importancia en los preparativos que se están haciendo de cara al traslado que se produce cada siete años.

 

En el acto, estuvieron presentes el alcalde, José Antonio Domínguez Iglesias (PP) junto a concejales de la corporación; el presidente de la Hermandad Matriz, Juan Ignacio Reales, y el párroco, José García. También debe destacarse la presencia del cronista de la Villa para el traslado y la próxima romería, el conocido periodista Antonio García Barbeito. El primer edil ensalzó la ilusión presente en el pueblo, “expresada en el embellecimiento de que son objeto las calles de la localidad con motivo de la ‘venida’ de la Virgen, en un trabajo que se realiza durante meses y que ahora servirá para el disfrute de los vecinos y de los miles de visitantes que pasarán por el municipio a partir de este día, y a los que dirigimos nuestra invitación”. Por ello, agradeció públicamente la labor de las decenas de mujeres que han hecho posible esta obra artesanal, y a los trabajadores del departamento de Obras y Servicios por su esfuerzo para este estreno, adelantado en más de una semana con respecto al efectuado hace siete años. “Especialmente, a Juan María Hernández Acosta por asumir la dirección artística del montaje. Todo queda ya a la espera de la llegada de la Reina de las Marismas”, destacó.

 

En una segunda parte de su exposición, José Antonio Domínguez Iglesias ensalzó la figura de Juan Antonio Acosta Báñez, diseñador de esta catedral y “principal culpable del orgullo que todo almonteño destila al contemplar esta obra maestra, realizada por un auténtico genio que hoy sonreirá desde un lugar más alto que estas cúpulas, viendo su construcción levantada de nuevo”. Este autor, que dedicó a su pueblo y a su Virgen un importante legado artístico, fue objeto de un reconocimiento a título póstumo bajo la cúpula central de la construcción recién encendida. Para ello, el alcalde entregó un documento conmemorativo a su familia, correspondido por el aplauso de los asistentes. Su sobrina, Rocío Acosta, agradeció el respaldo público otorgado por el Ayuntamiento y los vecinos a su obra. “Para nosotros, es un orgullo que la catedral diseñada por mi tío pase a ser eterna en el corazón de los almonteños”, comentó.

 

La catedral gótica instalada en el paseo central de Almonte tiene unas dimensiones de 60 metros de largo por 7,5 de ancho, ampliados a 10,5 en las dos portadas exteriores. Estrenada para la ‘venida’ de la Virgen de 2005, alcanza una altura de 19 metros y cuenta con centenares de piezas forradas durante más de tres meses en dependencias municipales. Inspirada en las catedrales europeas, dispone de una gran cúpula central y naves laterales. Destaca por el uso de vidrieras y columnas lisas hasta una altura de tres metros y medio, con el fin de evitar incendios. Como novedad con respecto al anterior traslado, incorpora luces de bajo consumo para ahorrar energía y disminuir el riesgo de calentamiento de la instalación eléctrica. La maestría de Juan Antonio Acosta ha pasado a manos de su sobrino, Juan María Hernández Acosta, responsable de la coordinación de los trabajos en esta ocasión.

Huelva24.com • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2014 • Todos los derechos reservados
POWERED BY FOLIOePRESS